fbpx

#Preguntas para #autobservarme y #aprender de mí.

¿Si el cambio no depende de mí impulsarlo, me hará sufrir?

Comentario de José Parés Pérez. Concepción, Chile

Hay muchas cosas que nos gustaría cambiar en nuestras vidas porque no somos felices. A veces no nos sentimos satisfechos con lo que hemos logrado en nuestras profesiones o no ganamos suficiente dinero a pesar de lo bueno que somos en lo que hacemos.

Solemos decir, a los amigos los elejimos nosotros pero no a la familia y llevamos una vida distante de nuestros padres y hermanos. Efectivamente en nuestras vidas surgen muchas actitudes, formas de actuar y de ser, condiciones de salud, país, sexo, raza o situación económica de la familia en que nacimos y muchas otras que no están a nuestro alcance cambiar.

Todo eso que en mayor o menor grado nos gustaría cambiar, cuando no estamos suficientemente atentos a la vida y a lo que somos, nos puede afectar sin remedio. La no aceptación, el rechazo o resistencia a las condiciones de vida que nos tocó en suerte vivir, nos hará sufrir. Se va a tratar de una vida perdida.

Tenemos que entender que si no me es posible impulsar un cambio en mi vida, eso no tiene porqué hacernos sufrir. La vida es maravillosa en cualquier condición si te aceptas tal como eres. Se trata de vivir de una forma en que, lamentablemente, no nos enseñan a vivir. Toda expresión de vida es maravillosa cuando se vive en las condiciones naturales de armonía, coherencia y sosiego.

¿Porqué entonces hay tan poca gente feliz?, te puedes estar preguntando. La respuesta es más simple de lo que esperas. Porque nos dejamos llevar por el temor, el apego, la codicia, la soberbia, el rencor, etc. Por lo menos en la forma de vida occidental, los estilos de vida nos entrenan en esas condiciones. Y nos convertimos en maestros de una vida demandante de éxito y dinero.

Acepta tus condiciones de vida que no puedes cambiar y práctica la atención a lo que vives que te ayudará a traer a tu vida lo que realmente importa: armonía, coherencia y sosiego.