fbpx

Preguntas para autobservarme y aprender de mí.

Contribución de Isabel Hernández Negrín de Las Palmas de Gran Canaria, España

Dentro de nuestra memoria guardamos una serie de recetas sobre cómo debemos comportarnos, las virtudes a cultivar, las cualidades más deseables, el aspecto al que aspirar, los ideales con los que cumplir, los pensamientos más aceptados y muchos consejos que hemos escuchado en la vida.  Lo malo es que muchas veces se crea un conflicto, una lucha interna, entre algunas de estas memorias y lo que en el fondo queremos. La lucha entre el deber ser y lo que soy.

Siempre hemos entendido que el deber ser es mejor que lo que soy. Y tantos años creyendo que lo que soy no es lo bueno, sino lo que debo ser, ha dado como resultado que no llego a quererme como soy. Además, me acostumbré a esconder todo lo que de mí no encaja en lo que debo ser. Tanto lo escondí para que los demás no me rechazaran, que ni yo misma lo encuentro ahora. Al final, ni me doy cuenta de que respondo a imágenes ideales en lugar de a mí misma.

Puede que lleve toda la vida luchando contra lo que soy. No jugando limpio conmigo. Así, me juzgo con frecuencia para amoldarme a los ideales que se deben cumplir, cosas como ser buen hijo, buena madre, estudiante destacado, padre responsable, persona bienpensante, trabajador responsable y tantas otras variantes como culturas y tradiciones hay.

Si en alguna medida te reconoces en estas letras, te invito a que busques y prestes atención a esas imágenes que persigues y que han orientado tu vida hasta este momento. Observa lo que sientes frente a ellas. ¿Han sido adecuadas para mí o me han traído conflictos internos?

Observa cómo es tu vida. Observa y siente si estás jugando limpio contigo, hacia dónde has orientado tu vida y si ese es el camino que quieres seguir.

Si eres capaz de observar todo eso sin resistir, sin lucha contigo, seguro que tu camino podrá ser en adelante más ligero y alegre.

A %d blogueros les gusta esto: